La edad de Cristo

Si bien hace un tiempo me alejé de la iglesia (hoy por hoy rondan en mi cabeza más la teoría de Darwin y un poco de Freud también, aunque hay amigos que me quieren rescatar), la frase, “tengo la edad de Cristo” siempre me quedó gravada. Porque la escuché por primera vez de una persona que de cierta forma influyó mucho en mi vida, fue alguien de una empresa importante de Uruguay, empresa a la cual, de alguna u otra forma estoy vinculado hace mucho tiempo.
Conocí esta persona en un asado familiar, y fue ese su comentario, cuando por algún motivo comentó su edad. No voy a decir cuando fue, ni quien, para que no saquen conclusiones ni cuentas.
En aquella época, trabajaba en una vidriería, mi primer trabajo en Montevideo. Había pasado ya por vendedor de libros, levantador de quiniela, y vendedor de chorizos, de una conocida empresa Salteña, en mi ciudad natal. Estos empleos nada tenían que ver con mis ambiciones, pero me dieron mucha experiencia de vida, que intenté aplicar en cada oportunidad que tuve.
Con esas herramientas ayudé a mis padres a mantenerme en Montevideo, con esas herramientas me gradué, con esas herramientas, entré al mundo de la informática y al mundo GeneXus.
Luego vinieron otras cosas, otras experiencias, en otros países, experiencias buenas, experiencias no tan buenas, pero que al final te siguen formando.
Cuando vendía chorizos, no me daba cuenta que al tener que enfrentar al dueño del almacén para ofrecerle los productos (no estoy hablando de tecnología, estoy hablando de chorizos), estaba ganando algo valiosísimo, estaba perdiendo la vergüenza para unos años más adelante, tener la posibilidad de conversar mano a mano con 2 presidentes de la República, compartir ideas, que incluso, fueron parte de la campaña política de uno de ellos, quien ganó la presidencia al año siguiente, y cumplió con lo que conversamos. Y todo, con esas herramientas.
Y que tiene que ver esto con la edad de Cristo?
Bien, hoy me toca cumplir 33 años a mí, y simplemente eso. No podía dejar pasar por alto ese número y esa frase, de esa persona que me abrió la puerta, y bueno, una vez dentro, hice lo mejor que podía hacer. Realmente tengo orgullo de lo logrado hasta aquí, y se que todavía falta mucho camino por recorrer, pero no puedo olvidarme de una cosa, que nada sería lo que es, si no hubiera tenido base, y como hoy soy papá de 3 hermosos niños, y sólo yo se lo feliz que me hacen mis hijos cuando de alguna u otra forma reconocen el amor que les tengo, quiero dedicarle esta publicación a mis papás, Humberto y Martha, quienes desde el 17 de octubre de 1974, con sus aciertos y con sus errores, pero siempre con la mejor intención, han creado la base para esto, lo que soy.
Felices 33 años también, los quiero mucho!

Fabricio De los Santos
Gerencia de Proyectos – Consultoría GeneXus –
ERP – Sistemas de Misión Crítica – Bases de Datos.

Vea mis blogs en:
www.fabriciodelossantos.com

2 Responses to “La edad de Cristo”

  1. Aluziner dice:

    Felicidades!!!… por tus 33 y también por alejarte del creacionismo y abrir la puerta a la ciencia.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.